LOS 10 VINOS DEL SOMONTANO DISTINGUIDOS EN LA GUÍA PEÑÍN 2021

a los pies de los pirineos
A los pies de los Pirineos.

 El Somontano es la gran zona vitivinícola del prepirineo aragonés. Los suelos calizos de las sierras exteriores del Pirineo central ofrecen unas condiciones excepcionales para el cultivo de la vid. Además, la comarca goza de una temperatura suave y una insolación apropiada. El trabajo de bodegueros y enólogos logró hace ya tiempo transformar una industria de caldos a granel en un referente en esa nueva forma de hacer vino y de entender la cultura relacionada con él, pionera en España. Además de las dos cepas autóctonas de la comarca, moristel y parraleta, se cultiva también uva tempranillo, cabernet-sauvignon, merlot, syrah y garnacha para la elaboración de tintos, y macabeo, garnacha blanca, al cañón y chardonnay para los blancos.

uva el cañón en cepa
Racimos de uva al cañón en cepa.

La Guía Peñín 2021 ha otorgado calificaciones por encima de los 90 puntos a diez vinos de las bodegas Viñas del Vero, Secastilla, Blecua y Sommos de la D.O. Somontano.

Según un comunicado de las bodegas, el comité de cata de la Guía Peñín ha reconocido la singularidad de algunas de las referencias de los vinos elaborados por ellas.

Los mejores resultados han sido los 93 puntos logrados por Blecua 2014, auténtico icono de la Denominación de Origen Somontano, fruto de la triple selección de viñedos, racimos y barricas.

El mismo resultado a obtenido el Secastilla 2016, elaborado con garnacha.

Excelentes calificaciones para el Blecua Mágnum 2013, el Gran Vos de Viñas del Vero 2014 y el Mágnum 2013, el Clarión de Viñas del Vero Mágnum 2015, todos ellos con 92 puntos.

El Viñas del Vero Gewürztraminer 2019 y el Viñas del Vero Chardonnay 2019 repiten sus 91 puntos de la pasada edición.

Para finalizar, La Miranda de Secastilla Garnacha Blanca 2018 y Glárima de Sommos 2019 logran 90 puntos.

 Así se cata y califica en la Guía Peñín

El procedimiento de cata de un vino puede durar entre 1 y 3 minutos. Son los primeros golpes en nariz y en boca los que influyen en el catador. De nada sirve dedicar mucho más tiempo a un mismo vino ya que incidir en olfatear un vino más de la cuenta hará que el catador se acostumbre a dichos aromas y por tanto no los destaque. Esto es fácilmente comprensible en el siguiente ejemplo. Nosotros mismos somos incapaces de registrar los matices olfativos que tiene nuestra casa o nuestra ropa. Todos tenemos un aroma particular, sin embargo, el convivir con él nos hace insensibles, por lo que no sabemos cómo olemos exactamente. Así pues el catador transforma todas sus impresiones visuales, aromáticas y gustativas en un sistema métrico que va de 50 -100, sistema de puntuación americana.

puntuaciones en catas peñín

 Catar en las propias zonas de producción

Catar en las zonas de producción beneficia al proceso de cata por partida triple. Por un lado, se mantiene contacto con los responsable técnicos de los consejos reguladores los cuales nos facilitan toda la información necesaria sobre determinadas variedades, procedimientos de vendimia,  variables climáticas del año etc., una información muy útil para los catadores. Además de ello, catar los vinos junto a sus colegas permite interpretar de forma más efectiva la ‘tipicidad’ de la zona, al tiempo que permite agrupar por añadas, tipos y subzonas, a fin de extraer una información específica de la zona en cuestión.

mapa denominaciones de origen España

 

 

Lo que más se valora de esta guía es que los gustos coinciden mucho con los de cada cual. Si un vino gusta mucho, se consulta y está bien puntuado. Con otras guías no pasa lo mismo.

Como puntos fuertes destacar sobre todo las listas de mejores compras (relación calidad precio), la búsqueda por vinos o por bodegas y la gran cantidad de vinos catados.

La letra demasiado pequeña (en los listados), que no permite la descarga online al comprarlo físicamente, se soslaya con la clásica lupa. Clásicamente se identificaba por su cubierta verde que en la del 2020 es negra, sumamente elegante y diferenciadora. Debe estar en casa.

 José Peñín

 Persona que ha sido clave en la promoción y la divulgación de los vinos de calidad en España, una referencia mundial en el sector. El escritor y periodista atesora, con toda seguridad, el currículum más extenso de dedicación a la cata y los viajes, así como el archivo sensorial más completo de los últimos 40 años del vino español. José Peñín es, además, fundador de la guía que lleva su apellido, considerada el referente del vino en España, y en la que hasta el propio Robert Parker admitió que contrastaba algunos vinos. En la actualidad, el escritor, de origen leonés, mantiene una gran actividad literaria, así como en la cata de vinos. Está muy presente en las redes sociales y pronto sorprenderá con un libro compilador de sus memorias, que, sin duda, lo serán también del vino español.

MUSICANDO

 

Compartir es cuidar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.